Conectar con una red inalámbrica

Si tiene un equipo con una tarjeta inalámbrica que funcione puede conectarse a una red inalámbrica cercana para obtener acceso a Internet, ver archivos compartidos en la red y demás.

  1. Abra el menú del sistema en la parte derecha de la barra superior.

  2. Seleccione Inalámbrica no conectada. La sección Inalámbrica del menú se expandirá.

  3. Pulse en Seleccionar red.

  4. Pulse en el nombre de la red a la que se quiere conectar y pulse Conectar.

    Si el nombre de la red no está en la lista, pruebe a pulsar Más para ver si la red está más abajo en la lista. Si sigue sin verla, puede que esté fuera del área de cobertura o puede que la red esté oculta.

  5. Si la red está protegida por una contraseña (clave de cifrado), introduzca la contraseña cuando se le pida y pulse Conectar.

    Si no conoce la clave, puede que esté escrita en la parte inferior del enrutador inalámbrico o de la estación base, en el manual de instrucciones, o puede tener que preguntar a la persona que administra la red inalámbrica.

  6. El icono de red cambiará su apariencia según el equipo intente conectarse a la red.

  7. Si la conexión se realiza correctamente, el icono cambiará a un punto con varias barras por encima (). Más barras indican una conexión más fuerte a la red. Si no hay muchas barras, las conexión es débil y puede no ser posible.

Si la conexión no tiene éxito, se le puede preguntar su contraseña otra vez, o simplemente puede decirle que la conexión se ha desconectado. Hay varias razones que pueden hacer que esto pase; puede haber introducido mal la contraseña, la señal inalámbrica es muy débil o la tarjeta inalámbrica de su equipo tiene un problema, por ejemplo. Consulte la Solucionador de problemas de red inalámbrica para obtener más ayuda.

Una conexión más fuerte a una red inalámbrica no significa necesariamente que vaya a tener una conexión a Internet más rápida, o que vaya a tener una velocidad de descarga mayor. La conexión inalámbrica conecta su equipo al dispositivo que proporciona la conexión a Internet (como un enrutador o un módem), pero las dos conexiones son diferentes, y por lo tanto tiene velocidades distintas.